martes, 8 de marzo de 2011

Las gallinas nucleares




Durante la Guerra Fría la seguridad de las fronteras de la Europa libre con el Bloque soviético estuvo a punto de ser encomendada a las gallinas.

El proyecto llamado "Pavo real azul"  (Blue- Peacock), consistía en instalar minas nucleares en la frontera oriental alemana que se activaría en caso de invasión soviética. Eran bombas de siete toneladas con una capacidad destructiva equivalente a la mitad de la bomba que destruyó Nagasaki. Las minas serían detonadas  desde distancia o con un temporizador en un plazo máximo de ocho días después de su colocación.

A nuclear device
Fuente

La producción de las diez primeras minas se ordenó en 1957, el problema era evitar que las bombas se congelasen durante el frío invierno. Los científicos propusieron llenar las bombas con gallinas vivas con agua y comida bastante para una semana, que era el tiempo previsto para la detonación de las bombas. La temperatura corporal de las gallinas daría el calor necesario para que los dispositivos de detonación siguieran siendo operativos.

La idea nunca llegó a ponerse en práctica, el ministro de Defensa inglés canceló el proyecto en febrero de 1958. Se consideró que los riesgos planteados por la lluvia radiactiva, las consecuencias políticas de la destrucción y contaminación del territorio aliado eran simplemente demasiado altas como para justificarlas.

Esta propuesta fue lo suficientemente extravagante que se tomó como una broma del April Fool's Day (Día de los inocentes anglosajón)  cuando los archivos de "Pavo real azul" fueron desclasificados el 1 de abril de 2004.

Fuentes: Radio5 miniaturas, Wikipedia

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog