lunes, 4 de febrero de 2013

El árbol que casi provoca la Tercera Guerra Mundial


La zona desmilitarizada que separa Corea del Norte y Corea del Sur ha sido un lugar muy tenso desde el final de la Guerra de Corea. Ha sido el escenario de tensiones y roces, en una ocasión la tensión implicó a un árbol.

La Guerra Fría entre Estados Unidos y la Unión Soviética y la ubicación estratégica de Corea hizo de este país un aliado importante para ambas partes. La Guerra de Corea se libró por esta causa, y terminó con dos naciones separadas. Técnicamente, la Guerra de Corea no terminó formalmente. No había tratado de paz, sólo un armisticio temporal, pero que dura desde 1953 y estableció una zona desmilitarizada entre ambas Coreas. Esta zona está fuertemente custodiada por tropas de ambos países.

A principios de 1970, las Naciones Unidas establecieron varios puestos de mando en la zona de distensión para ayudar a controlar la situación. El puesto de mando número 3 de las Naciones Unidas era el más peligroso. Era el más septentrional, y soldados de Corea del Norte habían intentado varias veces secuestrar a funcionarios de la ONU de este puesto de mando. Los soldados apostados en el extremo sur de la zona desmilitarizada creían que era vital mantener una estrecha vigilancia sobre este puesto en todo momento. El único problema era que estaba rodeado por un follaje denso, particularmente un álamo bloqueaba la vista.

Así que el 18 de agosto de 1976, bajo las órdenes de la ONU, el ejército surcoreano envió a cinco soldados, escoltados por una docena de soldados estadounidenses, a la zona de distensión para cortar el álamo. Debido a que los soldados no están autorizados a portar armas de fuego dentro de la zona de distensión, el equipo sólo llevaba hachas y machetes. Cuando comenzaron a recortar el álamo, una delegación de soldados de Corea del Norte exigieron a los surcoreanos que parasen de podar el álamo. Según ellos el árbol en cuestión, había sido plantado y cuidado personalmente por Kim Il Sung. A pesar de las repetidas advertencias de los norcoreanos, los surcoreanos continuaron con su tarea, hasta que el oficial al mando de los norcoreanos ordenó que los atacasen.

Los surcoreanos soltaron sus hachas y trataron de huir. Los norcoreanos que estaban desarmados cogieron las hachas y atacaron a los escoltas americanos, matando al oficial al mando, el capitán Arthur Bonifas, y al teniente Mark Barret, e hiriendo a soldados surcoreanos. Naciones Unidas desde el puesto de observación número 5, grabaron el incidente en cámara, y se informó rápidamente a los líderes de Corea del Norte y Corea del Sur.

FUENTE

Imagen del ataque  FUENTE

Dos norteamericanos habían sido asesinados, muchos esperaban que los Estados Unidos atacarían a Corea del Norte. Pero hubiese sido extraordinariamente peligroso. Henry Kissinger, era entonces secretario de Estado y asesor de seguridad nacional del presidente Ford, estaba dispuesto a atacar a Corea del Norte. Pero Ford, no deseaba iniciar una nueva Guerra de Corea, o peor aún, una nueva Guerra Mundial, por lo que ideó una solución para salvar la cara de los EEUU.

La "Operación Paul Bunyan", comenzó el 21 de agosto de 1976, tres días después de la muerte de los dos soldados norteamericanos. Las "armas de ataque" consistieron en doce soldados del Cuerpo de Ingenieros del Ejército de EE.UU.,armados con motosierras. Acompañados de 60 soldados fuertemente armados y apoyados por dos helicópteros de ataque y bombarderos B-52 Stratofortress. Mientras tanto, cada unidad militar al sur y al norte de la zona desmilitarizada estaba en alerta máxima. Patrullas de aviones salieron desde las bases aéreas de toda Corea del Sur, Corea del Norte respondió enviando cientos de francotiradores y artilleros a lo largo de la zona desmilitarizada. Fuerzas del Norte establecieron nidos de ametralladoras cerca del puesto de mando 3.

la operación terminó sin incidentes. El álamo fue derribado en menos de una hora. Se dejó un tronco pelado  como un recordatorio visible de lo que había ocurrido allí.

FUENTE

FUENTE

En la década de 1980, el puesto de mando 3 fue abandonado, y en 1987 lo que quedaba del álamo se arrancó. En su lugar, se dejó un pequeño monumento de piedra con una placa de bronce erigida para honrar la memoria de los dos soldados estadounidenses que murieron allí.

Vía: Neatorama

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Archivo del blog