miércoles, 6 de enero de 2010

Las primeras "Tarjetas de crédito"

A partir del año 1150, los templarios idearon un ingenioso sistema para proteger a los viajeros cristianos de los salteadores de caminos sin tener que vigilar constantemente las rutas de peregrinación: viajar sin dinero ni objetos de valor para evitar ser víctimas de un atraco.Así, antes de comenzar el viaje, los peregrinos depositaban sus objetos valiosos y títulos de propiedad en cajas custodiadas por los templarios. A cambio recibían una nota con un código cifrado.




Cada vez que necesitaban dinero a lo largo del camino, los viajeros solicitaban efectivo en la encomienda local templaria, que les entregaba la cantidad necesaria y escribía un nuevo código en la nota original. Al regreso, viajeros y peregrinos recogían sus pertenencias con la misma nota o pagaban  su factura. La única forma de quitarles el dinero era descifrar el código, algo prácticamente imposible dada la férrea disciplina templaria al respecto. Se trataba, en definitiva, de una tarjeta de crédito.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog